El inicio de los Casinos en España

En nuestro territorio, los juegos de azar y, en muchos casos, los Casinos, han sido parte importante de la historia de nuestra nación. Para entender la importancia de estos centros de ocio en la cultura del país, debemos hacer un breve pero clarificante repaso por las etapas por las que han pasado.

Este tipo de juegos ya existían en el territorio español muchos años antes de que los romanos invadieran la Península Ibérica, sin embargo, fue a partir de ese período cuando los juegos de azar comenzaron a incrementar su popularidad entre los habitantes de la antiguamente llamada “Hispania”.

Existe conocimiento de que en la Península Ibérica ya existían una especie de salones de juegos en la Edad Media en los que se realizaban apuestas organizadas.

Es más que probable que los juegos de naipes fueran introducidos por los árabes en España, aunque también se existe la posibilidad que fueran traídos por los cruzados. La baraja española evolucionó a los actuales oros, copas, espadas y bastos partiendo de los iniciales palos de la baraja árabe, compuesta por: monedas, copas, cimitarras y bastones.

Durante el Siglo XIX aparecieron lo que podemos considerar los padres del actual casino de juego, esto es: los casinos culturales o recreativos. Se trataba de clubes exclusivos para las clases altas, que llegaron a España por la influencia de otros países Europeos y sus homónimos como los “clubes de caballeros británicos”.

Los Casinos españoles en el Siglo XX

Ya en el Siglo XX, durante la dictadura del General Miguel Primo de Rivera, se prohibieron todos los Casinos, salones de juego y formas de apuestas organizadas en el territorio nacional, lo que provocó el cierre masivo de estos inmuebles dedicados a los juegos de azar.

Así pues, tenemos que esperar a 1.977, dos años tras la muerte de Franco, para empezar a hablar de Casinos de juego en España como actualmente los conocemos. Tras el fallecimiento de El Caudillo, los Casinos de juegos dieron un paso fundamental en su inserción como elementos sociales legales, ya que comenzaron a regularse a lo largo de todo el territorio español.

Desde que se abrieran los primeros dos salones de juego de relevancia en las dos capitales más importantes del país: Madrid y Barcelona, el número de casinos repartidos por todas las comunidades del estado español ha ido aumentando hasta llegar a superar los cuarenta, sin contar otros centros similares como los Bingos o las Salas de Apuestas.

Legalización del juego en España

El 7 de marzo de 1977 apareció en el Boletín Oficial del Estado el Real Decreto con el que se empezó a regular por primera vez en nuestro país todos los aspectos relacionados con los juego de suerte, azar y apuestas. Dicha Ley mostraba las competencias y responsabilidades del Estado español para con la Lotería Nacional, el Cupón de la ONCE, las quinielas de fútbol y otras apuestas deportivas.

Dicha fecha no sólo abriría el camino al juego en general, sino a los casinos en particular. Las declaraciones de Juan Alfonso Santamaría, Secretario General Técnico de Gobernación, así lo indicaban:

[…] aunque es probable que en el plazo de un mes se pueda jugar al bingo, e incluso que se encuentre abierto algún Casino para la época de verano.

Los Casinos españoles en la actualidad

El Casino de Madrid, uno de los más antiguos del país (Foto: Luis García)

El Casino de Madrid, uno de los más antiguos del país (Foto: Luis García)

A día de hoy, se calcula que España se encuentra en el tercer lugar mundial en cuanto al gasto de sus ciudadanos en juegos de azar al año. A esto hay que sumar que los juegos de casino mueven el 3% del PIB del país. Estas cifras denotan la importancia de los casinos en España y la gran tradición de los jugadores españoles en los juegos de azar.

En la actualidad, a través de internet y el modo online, el mundo de los juegos de casino llega prácticamente a la totalidad de la población española. El salto de los juegos de casino al mundo online ha tenido una elevada aceptación, además de encontrarse totalmente regulados por el gobierno español y ser una forma de juego muy fiable. Es por ello que podemos considerar que los casinos online son el presente y el futuro de los juegos de azar.

Lo mejor de todo es que para disfrutar de este apasionante mundo solo necesitas tener conexión a internet y un PC o portátil (o incluso simplemente una Tablet o un teléfono móvil) y haber cumplido los 18 años, edad mínima permitida en España para poder jugar.